Dra. Paloma Torres, Autor en Zendental

SOLICITA TU CITA


¿Se puede beber con Invisalign? esto dicen los expertos

¿Por qué hacerme un tratamiento con InvisalignEn ortodoncia, el tratamiento con Invisalign es una intervención dental que te ayuda a corregir la mordida y la postura de los dientes. Consiste en adherir a la dentadura unos alineadores transparentes y removibles que pueden ser sustituidos cada dos semanas, en función de la evolución que vayas presentando a nivel dental. Son fáciles de usar, aunque puede que te preguntes qué se puede beber con Invisalign.

¿Es recomendable beber mientras se utiliza el tratamiento de Invisalign?

En realidad, no tienes restricciones para beber o comer lo que quieras. Sin embargo, algunos expertos sugieren que es mejor tomar una serie de precauciones para que tu salud dental no se vea afectada.

  • Lavar muy bien después del consumo de cualquier producto. Este consejo es prioritario. A diferencia de la ortodoncia tradicional (con brákets), estos alineadores pueden quitarse y ponerse y no incomodan ni dificultan la higiene dental. Sin embargo, el no lavar después de la ingesta de cualquier producto puede repercutir negativamente en el tratamiento, no solo porque deteriora el material del dispositivo, sino porque también produce infecciones y mal olor en la boca.
  • Manchas en los alineadores. Uno de los problemas más frecuentes a la hora de usar Invisalign es que, si bebes líquidos como el café, esto puede manchar el color de los alineadores, por lo que tus dientes también se verán afectados y, por ende, no tendrás una dentadura blanca y estética. Por eso te recomendamos quitarlos cuando vayas a beber este tipo de bebidas.
  • Deterioro en la ortodoncia invisible. Al momento de ingerir bebidas calientes, te recomendamos que te quites los alineadores para prevenir que se dañen. Las bebidas con una alta temperatura podrían arruinar el tratamiento. Por su consistencia, este dispositivo dental podría presentar un deterioro en sus piezas y eso perjudicaría inmediatamente el procedimiento. En vista de esto, te sugerimos que retires los alineadores cada vez que quieras tomarte una bebida caliente.

También te puede interesar: Pasos para limpiar los implantes dentales de forma correcta

  • Consumo de bebidas alcohólicas y edulcorantes. Aunque para muchos es inevitable, es fundamental suspender el consumo de alcohol, de refrescos y de bebidas energéticas. Si no lo puedes hacer, es mejor que retires los alineadores cuando bebas alguno de estos productos. Debido a su alto contenido de ácidos y azúcares, el material de los alineadores se puede ver perjudicado y, por lo tanto, también tu salud dental.
  • ¿Y el resto? Eso es lo mejor de todo. El consumo de yogures, caramelos, chicles, etc., ya no será un problema. Podrás morder una manzana o frutos secos sin miedo a romper un bráket o a dañar los alambres que sostienen tu ortodoncia.
  • Recuerda que debes usar los alineadores al menos 20 horas al día. Si bien es cierto que es recomendable seguir los consejos de los odontólogos, y sobre todo del especialista en odontopediatría (en el caso especial del cuidado dental de los niños), quitar permanentemente los alineadores no garantiza un tratamiento correcto. El hecho de retirarlos de manera constante retrasa la alineación de los dientes y de la mordida. Pese a ello, sigue siendo un tratamiento muy recomendado, incluso en los niños que acaban de cambiar la dentadura y que quieren corregir sus dientes. Por eso, los expertos sugieren un tiempo determinado para que el tratamiento surta efecto de manera precisa.

Al final, los odontólogos recomiendan que solo bebas agua mientras usas los alineadores con el fin de que el tratamiento no se vea afectado. No obstante, seguir las recomendaciones podría ayudarte a obtener los mejores resultados sin necesidad de dejar de tomar lo que más te gusta. Recuerda que, para una buena asesoría, encontrarás una opción recomendable de ortodoncia en Las Rozas.

¿Es necesario extraer las muelas del juicio para la ortodoncia?

La belleza dental supone un aumento en la autoestima, ya que aporta seguridad al individuo en diferentes ámbitos. Partiendo de esta premisa, muchas personas se realizan tratamientos para desenvolverse cómodamente en la sociedad. Dentro de los más comunes se encuentra la colocación de brackets y la pregunta más frecuente al ortodoncista es la siguiente: «¿Es necesario extraer muelas del juicio. Afortunadamente, en ortodoncia las Rozas hallarás la respuesta para un buen resultado en la salud buco dental.

¿Por qué se deben extraer los terceros molares?

La cirugía es un proceso bastante efectivo. Casi siempre es realizada en pacientes jóvenes, con edades comprendidas entre los 15 y 25 años. Sin embargo, a veces es necesaria para mayores de 30. Por lo que, no existe una edad exacta para padecer de las muelas del juicio y la necesidad de extraerlas, pero hay un rango de edad bastante limitado y real.

Generalmente, un paciente acude a consulta odontológica por este tema cuando sienten extremo dolor o ya es una infección. En ocasiones, es más conveniente realizar un tratamiento para reducir el malestar y después extraer los terceros molares cuando la zona esté menos maltratada. Incluso, según estadística, un 20 % de la población no los tiene, pero para conocer esta información se deben hacer placas panorámicas.

Las muelas del juicio pueden ser extraídas por múltiples motivos, ya sea porque el paciente las tienes incluidas y está comprometiendo sus nervios dentarios o porque están visibles, pero tienen caries. Comúnmente, a este tipo de dientes no se les coloca empaste para reconstruirlas, sino que se realiza la evaluación médica para una extracción y obtención de mejores resultados en la higiene dental.

También te puede interesar: ¿Necesitas implantes dentales pero tienes una enfermedad de riesgo?

Cirugía en las muelas del juicio antes de la ortodoncia. ¿Es necesario?

Otra razón para la extracción de las muelas del juicio suele ser la ortodoncia. Gran cantidad de pacientes que no han atravesado por la situación antes mencionada tienen la duda o curiosidad. Es imposible dar una respuesta cerrada, ya que esto dependerá de la evaluación realizada por el ortodoncista y lo que se crea conveniente.

Es un mito decir que siempre es necesario, ya que no todos los pacientes se acercan al consultorio en las mismas condiciones o bajo los mismos requerimientos. Para algunos es preciso tenerlas porque serán de utilidad en el tratamiento y se pueden extraer al finalizarlo. En otros casos, se necesita el espacio para la reubicación de los dientes y es preferible extraerlas antes de colocar la ortodoncia; esto último es cuando se presenta el apiñamiento dentario.

Los aspectos estéticos son tan importantes como los funcionales, por lo que no se arreglan solos y necesitan de tratamientos. Para tomar una decisión en lo que se refiere si la extracción de los terceros molares es completamente necesaria o innecesaria, el ortodoncista está en la obligación de realizar una serie de estudios que acompañen la medida; es decir, que confirmen que la opción es la más viable. No hay una regla que lo establezca, pero tampoco que la impida.

Ortodoncia sin terceros molares. ¿Qué sucede?

En caso de que el ortodoncista tome la decisión de extraer los terceros molares, será porque así es necesario. Sin embargo, hay quienes recomiendan no extraerlas, ya que después de terminar el tratamiento de ortodoncia, los dientes pueden movilizarse nuevamente. Además, deben tomar en cuenta si el paciente tiene caries para evitar graves deterioros en la pieza dental mientras el paciente tiene la ortodoncia.

Evita dejar la salud bucodental para último momento. Asiste a una clínica dental de calidad y con gran reconocimiento en la población. De esta manera, no encontrarás problemáticas en el trabajo realizado en tu dentadura. ¡Cuida tu sonrisa!

¿Qué hacer si se han movido tus dientes después de la ortodoncia?

El método de la ortodoncia, permite lucir unos dientes estéticamente uniformes. Pero, ¿Qué ocurre si los dientes se corren después de haberla retirado? Al respecto, es importante el uso de retenedores cumpliendo las indicaciones del especialista.

¿Por qué ocurre esto?

Los dientes se mueven debido a que la boca no está totalmente fijada. Por ende, se genera el movimiento logrando que los dientes vuelvan a su posición anterior.

Realmente el tiempo que pasas usando los brackets, aunque parezca mucho, realmente es muy breve. Es decir, se mueven los dientes y maxilares en un periodo de tiempo corto.

Dicho cambio de posición, aún necesita fijarse y consolidarse. Hasta que esto no ocurra, tus dientes intentarán volver a la posición que tenían. Esto se debe a que tus dientes se mueven después de este procedimiento dental.

¿Cómo puedo resolverlo?

Si tus dientes se han movido demasiado, es posible que el especialista decida realizar otro tratamiento, a través de una nueva placa. Puede abarcar algunas semanas, según sea el caso.

En aquellos pacientes donde se haya utilizado un retenedor lingual, se debe retirar y luego se volverá a colocar cuando los dientes se junten.

Asimismo, la ortodoncia invisible como alternativa novedosa se ha venido implementando al tratamiento de brackets convencional. Consiste en la elaboración a medida de un conjunto de retenedores transparentes que se adaptan de forma adecuada al tamaño de los dientes.

Son raros los casos, donde exista la necesidad de tener que volver a colocar los brackets. Por eso, asistir a tiempo al dentista es clave para mejorar la apariencia de tus dientes.

Importancia del uso de los retenedores

Si recién te han retirado los brackets y tus dientes se han movido, en primera instancia, debes acudir al especialista cuanto antes. Dado que si se han movido demasiado es más complicado volverlos a ubicar nuevamente en su sitio.

Claro está que esto no se debe a una mala praxis si no a un efecto normal luego de este tratamiento.

De allí radica la importancia del uso de retenedores adecuadamente, para evitar que los dientes se muevan o pierdan su uniformidad.

¿Qué tipos de retenedores puedo usar?

Existen dos tipos de retenedores que puedes usar:

  • Los retenedores fijos. Consisten en una pequeña detención que se coloca en la parte interna de tus dientes. A pesar de que los llevarás de forma permanente, tienen la ventaja de que no se ven.
  • Los retenedores transparentes, removibles o tipo Hawley. Son diferentes entre sí, y cuentan con diseños adecuados para ser usados por la noche.

Es preciso señalar que, el uso de estos retenedores varían según la edad y el tipo de tratamiento aplicado. Por tanto, las indicaciones del especialistas son esenciales para llevar un cuidado dental efectivo.

¿Qué hábitos debo tener con el uso de retenedores?

No existen hábitos específicos para el uso de los retenedores, más allá de los usuales.

Tal es el caso de asistir al dentista cada seis meses, para evaluar el estado de tus dientes en general, así como, mantener una excelente higiene bucal.

En este sentido, el especialista se encargará de orientarte sobre el uso correcto de los retenedores para conservarlos en buen estado. Aunado a ello el cepillado y uso del hilo dental son complementos esenciales en tu cuidado dental.

Mantener una sonrisa radiante

Los retenedores dentales son esenciales si quieres lucir una nueva sonrisa. Es por ello que para lograr que el tratamiento sea efectivo, debes usarlos adecuadamente.

Así, ayudarás a tus dientes a adaptarse y consolidar su posición, logrando que se mantengan así, sin moverse o cambiar de posición.

Ahora que sabes las posibles soluciones que puedes tener con tus dientes, debes asistir urgentemente a una cita de ortodoncia las Rozas para dar seguimiento a tu cuidado dental. Actúa ahora mismo, para evitar complicaciones.

¿Qué es el apiñamiento dental y cómo se puede corregir?

El apiñamiento dental es un término de la odontología que indica que el paciente tiene los dientes amontonados en la boca y que requiere de un tratamiento de ortodoncia para evitar problemas bucales futuros, como caries y desgaste desigual de los dientes.

¿Cuáles son las causas?

Los dientes se amontonan por diversos motivos, puede estar vinculado a la carga genética o a los malos hábitos durante el desarrollo de la dentadura en la niñez y adolescencia. Lo cierto, es que puede generar una deformación dental que visualmente puede verse en dientes volteados y con mal posicionamiento.

Existen otros factores, como la pérdida prematura de los dientes, malos hábitos alimenticios o abuso de actividades en edad temprana, como chuparse el dedo, usar mucho el biberón o chupetes.

Existen varios tipos de apiñamiento que revela la gravedad de la deformación de la dentadura:

  • Apiñamiento primario: Puede generarse por factores genéticos y notarse desde que se tiene la dentadura de leche.
  • Apiñamiento secundario: Puede generarse por malos hábitos durante la edad temprana y también por la pérdida prematura de las piezas dentales.
  • Apiñamiento terciario: Se produce habitualmente durante la adolescencia y con la formación de las denominadas Muelas del Juicio, donde se genera una pérdida del espacio entre los dientes.

Sea cual sea el tipo de apiñamiento que se tenga, es una deformación que puede afectar la salud bucodental, los problemas más comunes  que se pueden desarrollar son enfermedades periodontales, caries y desgaste desigual en los dientes.

¿Existe alguna forma de prevenir el amontonamiento de los dientes? Enseñar a los niños buenos hábitos de higiene oral y a la par, tratar de eliminar los malos hábitos de uso extendido del biberón, la succión del pulgar y chupetes.

En la edad temprana, estas actividades de fijación oral pueden ser difíciles de corregir e incluso pueden extenderse a la adolescencia. Se debe eliminar hábitos de morder objetos, algunos adolescentes suelen morder lápices, uñas y cosas de plástico que son poco convenientes durante el desarrollo de la dentadura.

¿Qué tipos de tratamientos pueden solucionarlo?

La gravedad del amontonamiento dictará qué tipo de tratamiento de ortodoncia es ideal para poder solucionar el poco espacio entre los dientes, sin embargo estas son algunas de las opciones que servirán para alinear la dentadura.

  • Brackets dentales: El sistema metalizado es la ortodoncia más reconocida y funcional, es una de las más utilizadas. Se pegan unas piezas metálicas por fuera del diente, van fijadas por un tiempo establecido y es altamente correctiva. Pueden ser metálicos y con ligaduras que fijan el arco, también son autoligables, sin ligaduras compuertas para fijar el arco.
  • Brackets invisibles: Por la estética, vienen piezas en zafiro, que son transparentes y se mimetizan con el color del diente, debido a su material no se manchan.
  • Alineadores Invisalign: Es un sistema de férulas diseñados a medida, tienen un diseño 3D que van avanzando según sean los propósitos dentales y son removibles.
  • Ortodoncia lingual: Viene preformada y hecha a medida, la pieza va dentro del diente y por ello no se ven, por lo que tiene bastante estética a la hora de ser una tratamiento largo.

La recomendación de los odontólogos es que al culminar el tratamiento en ortodoncia Las Rozas, se debe respetar la fase de retención. Los retenedores pueden ser removibles o fijos, y el uso de ellos debe hacerse de forma responsable y disciplinada para mantener los resultados del tratamiento.

Lo más recomendable es consultar siempre con los expertos sobre qué tipo de tratamiento es adecuado para corregir el amontonamiento en los dientes y cuál es más conveniente según sea el caso, en la estética dental Las Rozas puede obtener toda la información para iniciar.

 

También te puede interesar: Envejecimiento y salud bucal: Cuatro afecciones que debes prevenir

 

Tips para conservar por más tiempo los retenedores dentales

Al culminar el tratamiento de ortodoncia, esto es cuando retiran los brackets, lo normal es que la persona quede con un tratamiento de retención, con retenedores dentales. Para esta etapa se deben usar retenedores al principio de forma continua y luego sólo para dormir.

¿Qué son los retenedores?

Los retenedores dentales son unos aparatos, elaborados a medida, que coloca el especialista en ortodoncia al final del tratamiento. Este elemento impide que los dientes retornen a la posición que tenían antes del inicio del tratamiento. La dentadura tiene una tendencia natural a moverse, por lo que si no se toma alguna medida volverá a recuperar su espacio en la encía. Este freno para el movimiento de los dientes se puede encontrar de tipos: fijos y removibles.

  • Fijos: Son recomendados para cuando la retención es de canino a canino. Se coloca directamente sobre la cara lingual de incisivos y caninos inferiores. Es un modelo que lo retira y lo vuelva a colocar el especialista, pero que dura muchos años. Se coloca en los dientes inferiores.
  • Removibles: Estos son aparatos que se retiran para limpiarlos y se vuelven a colocar, con el cuidado y uso correcto pueden durar mucho tiempo. Se pueden colocar tanto en los dientes inferiores como en los superiores. Se elaboran utilizando un molde de la dentadura tal y como queda luego de la ortodoncia.

En los primeros tres o cuatro meses de haber retirado los brackets, el retenedor se debe utilizar todo el día, incluso para dormir. Luego de este periodo de tiempo se utilizará solamente para dormir y por tiempo indefinido. Ellos tienen el objetivo de preservar la posición lograda por los dientes con el tratamiento de ortodoncia.

Recomendaciones para que los retenedores duren por más tiempo

El retenedor es un aparato que se elabora a medida del usuario, por lo que lo más rentable para la persona es que dure el mayor tiempo posible antes de tener que mandar a hacer otro. Para prolongar este tiempo puedes seguir las siguientes recomendaciones, que no son más que un conjunto de buenas prácticas para el usuario del retenedor.

Debes ser muy cuidadoso al quitarte el aparato. El retenedor removible suele ser  resistente, pero por su pequeño tamaño son susceptibles a dañarse accidentalmente. También procura alternar el lado por el que lo sacas para evitar un desgaste excesivo por uno de los lados.

El aseo de los retenedores debe ser cuidadoso. Si es fijo la limpieza se realiza con el cepillado regular. En el caso de los removibles debes lavarlos cada vez que lo retires, se recomienda usar un jabón neutro. Debes tener en cuenta que la pasta de dientes hace que el retenedor removible pierda transparencia.

Guarda el retenedor en su estuche. Cuando no tengas el retenedor puesto no lo coloques en servilletas o cosas similares, es así como ocurren los accidentes y corres el riesgo de dañarlos o perderlos.

Se debe tener cuidado al morder. Si tienes retenedor fijo y muerdes tirando del alimento dañarás el retenedor. Se debe tener el mismo cuidado que con los brackets. Si usas retenedor removible simplemente te lo debes quitar para comer, este modelo se daña con los alimentos.

Evita morder tus uñas. Esto hará un esfuerzo excesivo sobre el retenedor y precipitará el desplazamiento de los dientes.

Acude a las revisiones regulares. Es importante que un especialista verifique que todo va bien, en lugares como ortodoncia Las Rozas te brindan asesoría y revisan el buen estado del retenedor y la dentadura.

Con los cuidados adecuados, y siguiendo estas recomendaciones disfrutarás de una hermosa sonrisa. El tratamiento de ortodoncia perdurará en el tiempo y el cambio de retenedor será solamente el recomendado por los expertos.

También te va a interesar: Tipos de protectores bucales para quienes sufren de bruxismo

Ortodoncia invisible: mitos y realidades

Tener una sonrisa bonita es el sueño de muchas personas; por eso, recientemente se ha notado un gran auge de la ortodoncia invisible. De tal modo que ha significado una revolución en el campo de la ortodoncia, ya que es una opción muy cómoda y discreta.

La ortodoncia invisible trae beneficios a la salud bucal y a la salud en general. Por otra parte, se trata de prácticas que deben ser ejecutadas por un especialista. En ortodoncia Las Rozas podrás alinear tus dientes y mejorar tu sonrisa y tu mordida.

 

Ortodoncia invisible: mitos y verdades

El gran auge de estos tratamientos ha conllevado informaciones que crean dudas en aquellos que desean apuntarse a este tipo de ortodoncia. Por lo tanto, existen mitos y verdades que deberías conocer si vas a someterte a este tipo de tratamiento, los cuales comentaremos a continuación.

 

Mitos de la ortodoncia invisible

 

1. Solo corrige la estética

Es un mito que este tipo de ortodoncia solo sirva para obtener una bonita sonrisa, la cual es la finalidad de la ortodoncia invisible. Además, permitirá de forma efectiva la alineación de tus dientes, lo cual influirá en una mejora de tu mordida y tu dicción.

 

2. Es incómoda

El aparato de ortodoncia invisible no genera incomodidad, ya que está elaborado con un material especial que evita el roce y las molestias. Asimismo, es confeccionado a la medida de la boca del paciente.

 

3. Debe usarse solo para dormir

Es importante que tengas en cuenta que estos aparatos deben mantenerse en la boca por 22 horas al día aproximadamente. Por lo tanto, solo tendrás que retirarlos de tu boca cuando vayas a comer y a cepillarte los dientes. De tal modo que hablamos de un tratamiento que necesita que pongas de tu parte colaboración y constancia para poder ver los resultados esperados.

 

4. Es un tratamiento doloroso

El dolor que produce este tipo de tratamiento es muy escaso; la inmensa mayoría de las personas que han llevado estos aparatos de ortodoncia no han hecho referencia alguna a tener dolor por usarlos. Sin embargo, puedes tener la sensación de presión en los dientes durante los primeros tres días, el cual irá disminuyendo progresivamente. Asimismo, se puede presentar alguna incomodidad al principio, pero esta disminuirá al adaptarte a estos alineadores.

 

5. No funciona bien en adultos

La ortodoncia invisible es un tratamiento que puede ser utilizado satisfactoriamente tanto por adultos como por niños; lo importante es tener motivación y seguir las indicaciones del profesional.

 

6. Los dientes no se mueven al finalizar el tratamiento

Es importante que tengas en cuenta que, al terminar un tratamiento de ortodoncia invisible, tendrás que llevar un retenedor que mantenga los dientes en su posición. Esto se debe a que en ese momento los tejidos que sostienen al diente quedan flexibles y facilitan el movimiento de estos.
verdades de la ortodoncia invisible

 

Verdades de la ortodoncia invisible

 

1. Con ella puedes comer de todo

Este es un tratamiento que hace posible la retirada de las piezas para comer con libertad. Pero es importante que mantengas una higiene bucal estricta.

 

2. Es imperceptible

Estos alineadores pasan prácticamente desapercibidos, ya que no se notan a simple vista; a lo sumo, de forma muy discreta.

 

3. Adelgaza

Los alineadores de ortodoncia evitan que puedas estar picoteando a cada instante, lo que te ayudará a perder esos kilos de más.

 

Conclusiones

Al someterte a un tratamiento de ortodoncia invisible para alinear tus dientes, es muy importante que pongas de tu parte constancia y colaboración para lograr el éxito pretendido.

También te va a interesar¿Cómo de importantes son las revisiones mensuales en el tratamiento de ortodoncia en niños?

Conoce los aspectos a tener en cuenta a la hora de elegir una clínica dental

Una clínica dental es un lugar donde cuidan de ti y de tu salud bucal. Esta es la principal razón para tener especial cuidado a la hora optar por tu centro odontológico. En esta ocasión, junto al el Dentista Las Rozas te brindaremos los aspectos esenciales que debes tomar en cuenta al momento de tomar esa importante decisión.

Cómo escoger un centro dental

 

Las 7 cosas que debes investigar cuando vayas a elegir un centro dental son:

 

1. Servicio gratuito de asesoramiento odontológico

El servicio de evaluación y asesoramiento es el que garantiza la seguridad al paciente. Esta es la forma en la que puedes ver cómo son los demás servicios de la clínica, por esto es esencial que el mismo sea gratuito. La próxima vez que pienses en ir a una clínica dental, pregunta por el precio de sus evaluaciones.

 

2. Equipo médico altamente cualificado

Una clínica dental, al igual que cualquier otro centro médico, debe ser constituido por un personal médico cualificado y con los estándares profesionales necesarios para brindar servicios. ¡No tengas miedo de pedir la hoja de vida de tus doctores! Eso demostrará que estás informado e interesado.

 

3. Productos y materiales con altos estándares de calidad

La odontología, a pesar de depender bastante del nivel profesional de quién lo ejerce, va de la mano con la calidad de los equipos y materiales que se utilicen en la práctica. ¡Sé curioso! Nada te cuesta hacer preguntas como: ¿De dónde vienen los materiales que usan?, ¿Son los que se recomiendan en esos procesos?

 

4. Lugares que proporcionen garantía y durabilidad de los tratamientos

Los trabajos dentales representan una inversión importante que a la vez pone en juego tu salud, por lo que es primordial contar con un lugar que te garantice seguridad y procedimientos bien manejados. En este aspecto, tienes la opción de preguntarles directamente si poseen garantía en sus tratamientos, o si conoces a alguien que es o haya sido paciente de ese lugar, puedes invitarlo a que te cuente su experiencia.

 

5. Instalaciones, equipamiento y profesionales que respondas a todas sus posibles necesidades

Los centros de salud dental deben ser integrales, completos y ofrecer a los pacientes todas las soluciones a sus necesidades es un mismo lugar. La razón se debe a que de esta forma tendrá acceso a una salud odontológica integral y coordinada. En ese sentido puedes optar por solicitar su cartera de servicios y compararla con otros centros similares. Así podrás saber si ese lugar estará para ti en cualquier circunstancia que se presente en cuanto a su salud bucal.

 

6. Tecnología de vanguardia con los equipos más avanzado

En el área de la odontología, la innovación es cosa del día a día. Cada vez más rápidamente surgen nuevos tratamientos y sobre todo nuevas tecnologías que permiten a los profesionales hacer cada vez mejor su trabajo. Es decir, que una clínica dental moderna es sinónimo de más calidad y garantía en los procedimientos. En este caso, puedes optar por indagar sobre los avances médicos en el área de salud dental y compararlo con la cartera de servicios del centro.

 

7. Instalaciones acogedoras que cumplan con los consejos de bioseguridad básicos

Al igual que cualquier centro que tenga servicios médicos, las clínicas dentales deben cumplir con parámetros de bioseguridad que están diseñados para resguardar la salud del paciente y de los profesionales. Aquí tienes el deber de informarte acerca de cuáles requisitos deben cumplir los centros dentales en tu localidad. Asimismo, tienes el derecho de preguntarlo y ellos el deber de responderte sobre este tema.

Elegir una clínica dental responsable y comprometida con tu salud, es tu derecho y tu deber. Esperamos que estos consejos te sirvan, y sobre todo los tomes en cuenta la próxima vez que debas elegir.

También te va a interesar: ¿Por qué es importante llevar a tus hijos regularmente al Odontopediatra?

 

 

¿Cuáles son las ventajas de la sedación consciente en odontología?

La Medicina se renueva constantemente, y uno de sus objetivos es encontrar formas de ser más amigable con los pacientes. El campo de la odontología no es la excepción y está avanzando mucho en este sentido.

Seguidamente te contamos sobre una de las técnicas que está teniendo buenos resultados: la sedación consciente.

 

¿De qué trata este procedimiento?

La sedación consciente busca que la gente pierda el miedo de ir al dentista. En ella, el paciente, aunque anestesiado, está consciente todo el tiempo, pero en un estado de relajación total. La finalidad es que se reduzca la tensión y la ansiedad, así como también evitar cualquier movimiento que interrumpa el desarrollo del tratamiento.

 

¿Cuáles son sus ventajas?

Dentro de los beneficios que aporta este procedimiento tenemos:

1. Reduce miedo y ansiedad: Muchas personas temen a la anestesia o, simplemente, están predispuestas a diversos mitos que hay sobre el trabajo del dentista. La sedación consciente permite que el paciente esté en constante comunicación con el odontólogo. Tiene que ser capaz de responder órdenes como abrir la boca, cerrarla, escupir o voltear a un lado.

Los expertos comentan que la sensación es parecida a cuando alguien se está quedando dormido, pero obviamente sin sentir ningún dolor. Además, se monitorea el pulso cardiaco de la persona todo el tiempo.

2. Rapidez en la intervención: Gracias a que el paciente está consciente todo el tiempo, puede responder a estímulos del odontólogo y así ayudarle a hacer un trabajo ágil, rápido y eficiente. Incluso muchos procedimientos pueden lograrse en una sola sesión.

Sabemos lo pesado que puede ser pasar varias horas en un consultorio. Pero con este tratamiento la interacción toma un papel importante para que el paciente pueda estar de regreso a casa lo más pronto posible.

3. Siempre se está acompañado por un anestesista: El proceso está dirigido por un médico anestesista titulado que se encarga de administrar la sedación dependiendo del momento en que se encuentre el tratamiento dental. Es decir, está pendiente del trabajo del dentista y de la retroalimentación del paciente para administrar la anestesia según sea necesaria.

Esto genera más seguridad en la persona atendida al sentirse rodeada de expertos que están a su servicio para lograr un tratamiento eficaz y ágil. Además, el trabajo del médico anestesista no solo tiene lugar durante el tratamiento; antes de este, se encarga de elaborar un cuestionario para obtener cualquier observación importante que ayude al buen curso del procedimiento. Por otro lado, está pendiente del paciente en las horas posteriores de estar con el odontólogo.

4. Recuperación rápida: Este tratamiento no entraña riesgos ni complicaciones. De hecho, el proceso de recuperación puede tomar solo horas debido a que se administra medicamento por vía intravenosa en la misma sesión. Con esto, el paciente sufre menos inflamación y dolor comparado con otros tratamientos.

Aun así, debido a los síntomas de adormecimiento y reflejos disminuidos, se recomienda que la persona atendida no conduzca y se mantenga acompañada por un amigo o familiar al menos cinco o seis horas más, que es el tiempo en el que normalmente desaparece por completo el efecto de la sedación.

Ahora ya sabes: si sufres de miedos o conoces a alguien con pavor a las intervenciones odontológicas, la sedación consciente es una alternativa que deben tomar en cuenta.

Muchas personas alargan la visita al dentista y acuden a él cuando de verdad el dolor se vuelve insoportable o ya es demasiado tarde. Pero ahora tienen otra opción a la mano para no posponer esas citas tan importantes. No importa si eres adulto, olvides que debes acudir regularmente al odontólogo por lo que puedes hacerte una ortodoncia para adultos, pues los dientes y la boca son muy importantes para tu salud.

También te va a interesar: ¿Por qué acudir al dentista antes de hacerte una prueba de rayos X?

La ortodoncia en niños y masticar alimentos: consejos para nuestros hijos

La ortodoncia infantil puede resultar un poco incómoda para cualquier niño, quizá se les haga difícil de mantener. Pero, si sigues estos consejos, verás que la boca de tu hijo se mantendrá limpia, sana y sus brackets permanecerán en buenas condiciones.

Consejos para cuidar la ortodoncia de tus niños

Con estos tips la ortodoncia de tu pequeño siempre estará en excelente estado.

1. La indicación más importante para cuidar la dentadura y los aparatos es cepillar los dientes, en especial, después de las comidas y, sobre todo, luego de comer dulces. Asegúrate que tus hijos usen un cepillo especial para aparatos y que no olviden el hilo dental a diario.

Deben cepillarse durante más tiempo y hacerlo con más detenimiento, sin olvidar ningún rincón de su boca. Esto ayudará a los infantes a aliviar y prevenir inflamaciones.

Enseña a tus retoños que cada vez que cepillan sus dientes con minucia tras una comida es un acto de compromiso sincero con ellos mismos que en el futuro les dará como fruto sanas y lindas perlas donde antes tuvieron dientes fuera de sitio.

2. Garantiza que eviten esos comestibles que, aunque les gusten, son capaces de dañar sus aparatos y hacen de su mantenimiento un proceso mucho más complicado. Los turrones, frutos secos y palomitas de maíz son muy duros. Exclúyelos de su dieta por un tiempo. También cualquier otro que se les parezca en dureza.

Por otro lado, la goma de mascar, caramelos masticables, gomitas y otras chucherías pegajosas dejan restos en los dientes. Cuando finalmente acaben de limpiarlos después de haberlas comido, notarán que tuvieron que invertir mucho tiempo y atención para retirar los residuos y ambos se preguntarán si valió la pena.

3. Prepárales alimentos suaves. Como alternativa a las carnes duras, ofréceles pollo, queso, huevos, pescado, pavo, yogur, etc. Dales frutas suaves, gelatinas o postres similares. Son más fáciles de masticar e implican menos riesgo de dañar sus brackets.

El tipo de alimento es clave para mantener la ortodoncia en buen estado. Sabemos que la prioridad siempre será mantener a tus hijos bien nutridos, pero deberás mirar las alternativas alimenticias que satisfagan las necesidades de tus niños sin comprometer el proceso de mejorar su dentadura.

4. Que no mastiquen hielo, lápices u otros objetos. Es un hábito común e inconsciente masticar cosas no comestibles en momentos de ansiedad, concentración u otros. Tener este tipo de costumbre compromete la salud bucal y daña los aparatos.

También, no olvides recordarles a tus hijos que, mientras jueguen con amigos o practiquen deportes, tengan especial cuidado de no golpear su boca. Pudieran sufrir lesiones que pongan en riesgo la funcionalidad de los aparatos.

Motívales explicando que, aunque sean infantes, si ya llevan ortodoncia es porque son capaces de cuidar ciertos aspectos de su salud por sí mismos. Eso es bueno, significa que están creciendo y que se esfuerzan por estar sanos.

5. No permitas que falten a las citas de ortodoncia las rozas. Es él dentista quien hará los ajustes de rutina y quien reparará cualquier emergencia. No hacerlo implica retrasar o incluso revertir el progreso logrado.

Este odontólogo los mantendrá informado de su proceso. Con él podrás conversar sobre formas de controlar heridas por roce o yagas dentro de la boca. Mientras más cumplidos sean, más pronto llegarán los dientes a la posición deseada y más pronto se librarán de los aparatos.

Piensa que lo que tus hijos eviten y lo que hagan por su dentadura vale la pena. Nada es tan contagioso como la sonrisa de un niño, llena de vida y alegría. Además, una boca sana es un premio del que los hijos disfrutarán por muchos años.

También te va a interesar: ¿A partir de qué edad se recomienda la ortodoncia?

¿Cómo de importantes son las revisiones mensuales en el tratamiento de ortodoncia en niños?

Durante la infancia es cuando la maloclusión se puede corregir con mayor facilidad a través de la ortodoncia infantil. Acudir al ortodoncista a tiempo puede salvar a tus hijos de tener que recurrir a tratamientos más costosos, complicados y hasta dolorosos en la juventud y la adultez temprana. Así que, si creías que tus hijos son muy jóvenes para ir con el odontólogo, piénsalo de nuevo y entra en acción.

¿Cuándo llevar a los niños al ortodoncista?

Hoy en día, la recomendación es llevar a los niños al odontopediatra cuando los primeros dientes comienzan a asentarse. Así, se previene el avance de la maloclusión, problemas de crecimiento y se corrigen caries de biberón, que pudieran evolucionar y convertirse en un tema de salud bucodental más grave.

A continuación, algunos consejos sobre estas etapas:

  • Entre los seis meses y un año es aconsejable llevar a los niños a visitar al odontopediatra por primera vez. Así, el niño se comienza a familiarizar con esta práctica y los padres reciben orientación sobre el cuidado de su dentición. El especialista también atenderá caries u otros problemas que el niño pudiese tener.
  • Durante el pico de crecimiento es un excelente momento para llevar a tus niños al odontopediatra e iniciar tratamientos.
  • Si observas en tus infantes hábitos como succionar sus dedos, o formas no convencionales de deglución, deberías visitar al odontopediatra. Estas prácticas causan daños en la estructura ósea facial y afectan la posición de los dientes. De todas formas, el ortodoncista infantil te ayudará siempre que acudas a él a tiempo.
  • Salvo que el especialista indique lo contrario, cuando un niño muestra algún signo de mala oclusión, sus tratamientos con ortodoncia Las Rozas solo iniciarán cuando todos los dientes temporales (de leche) hayan aparecido. Eso usualmente ocurre alrededor de los tres años.
  • Según variables, como la gravedad del problema, el progreso que el tratamiento genere y otros, el ortodoncista infantil te pedirá agendar citas mensuales.

 

¿Por qué es importante acudir a consulta mensualmente?

Como muchas otras cosas en la vida, la disciplina es clave para que el tratamiento sea eficaz. Además de las rutinas de aseo y cuidado que los niños y sus padres deben mantener, es importante que acudan al ortodoncista de manera mensual o con la frecuencia que el profesional indique. Conoce las ventajas de esta periodicidad.

  • Generar en los dientes y huesos faciales un grado de movimiento específico. Es la función primordial de cualquier aparato. Cada mes, el profesional evalúa tu progreso y hace los ajustes necesarios para lograr el resultado deseado. Si te saltas la consulta durante dos meses, los dientes y aparatos seguirán sus actividades sin dirección, pudiendo estancar o incluso revertir los logros alcanzados.
  • Prevenir o atacar la aparición de enfermedades bucales. Llevar ortodoncia no es una vacuna contra enfermedades bucales como las caries, manchas, periodontitis o reabsorción de la raíz del diente. Por el contrario, puesto que la limpieza dental se hace un tanto más compleja, generan vulnerabilidad en la salud bucal.
  • Garantizar la eficiencia del tratamiento. En algunos países la ortodoncia es más costosa que en otros. Pero, en cualquier caso, es una inversión significativa.

Con los cuidados y atenciones correctas, llevar ortodoncia puede ser un proceso llevadero para tus niños. Luego de vivir esa experiencia, te darás cuenta de que habrá valido la pena toda la inversión, no solamente en cuanto al dinero, sino también en el tiempo que lo ha llevado puesto. Recuerda: puedes hacer que la sonrisa de tus niños sean perfectas. Solamente necesitas confiar en la ortodoncia.

También te va a interesar: Por qué los brackets siguen siendo los protagonistas en las ortodoncias más habituales